El estatuto

PREMISA

ASPEm se origina de una comunidad cristiana de base caracterizada por un fuerte compromiso social. 

El valor y la dignidad de la persona constituyen el elemento central en la búsqueda de justicia, igualdad y paz, que tienen que construirse a través del reconocimiento y del ejercicio de los derechos de las personas, de las comunidades y de los pueblos en un enfoque de ciudadanía común y universal. La interdependencia es un hecho, y la interculturalidad representa su profunda expresión. ASPEm quiere así dar su aporte para el reconocimiento y la valorización de las diversidades, incluyendo las culturales y las espirituales, mediante la reciprocidad y el mutuo apoyo entre las personas en una óptica de mutuo intercambio, aprendizaje y crecimiento.

Para ASPEm, la solidaridad es un valor irrenunciable, esencial ya que el fenómeno de la interde¬pendencia no sea determinado únicamente por los mercados, sino para desarrollar su potencial para la humanización. La solidaridad “no es un sentimiento de vaga compasión o ternura super¬ficial para los males que afectan muchas personas cercanas o no. Al contrario, es la determinación firme y perseverante de comprometerse para el bien común, es decir a beneficio de todos y de cada uno, porque todos somos realmente responsables de todos” (Juan Pablo II, Sollicitudo Rei Socialis, n° 38). 

Nuestra atención quiere dirigirse al Otro como próximo, y nuestra preferencia va a los más vulnerables, en una perspectiva de liberación. Todos tienen que ser considerados y valorados como recursos para el bien individual y colectivo. El protagonismo así fomentado, junto con la opción por la solidaridad y con la reciprocidad como acción, se expresan con el deseo de mirar con curiosidad y admiración a los recursos del Otro y de las otras culturas, identificar los respectivos puntos de fuerzas y debilidades y valorizar la subjetividad de cada uno y la percepción que los demás tienen de nosotros. 

Definitivamente, ASPEm fomenta la participación, impulsando y fortaleciendo las capacidades personales, sociales y políticas de sujetos activos, comprometidos para el cambio, y capaces de reconocerse en los procesos que caracterizan la transformación.  

Más allá de los límites administrativos, culturales o conceptuales, podemos entender el territo¬rio como el ámbito definido por el conjunto de las oportunidades existentes o creadas, y por su articulación. La presencia fuerte y activa en el territorio, que consiste en la promoción de redes entre personas y la sostenibilidad de los procesos correspondientes, valorizando las circunstancias existentes y construyendo las condiciones ideales, es la modalidad de acción de ASPEm para promover el desarrollo de capacidades individuales y colectivas. 

A través de los proyectos, ASPEm quiere propiciar el desarrollo integral y sostenible, capaz de utilizar positivamente los recursos humanos, económicos y naturales. La selección de los aliados toma en cuenta su atención hacia los más vulnerables y su valorización del protagonismo de las personas y de las comunidades ASPEm apoya y fomenta el voluntariado como opción consciente y responsable, expresión de libertad y medio de liberación de uno mismo y de los demás.  ASPEm se organiza en equipos y comisiones, siguiendo la misma idea de valorización de los recursos personales para el crecimiento individual y colectivo, promoviendo sinergias y dinámicas de comunicación. 

 

Documenti: 

ASPEm Perú

Calle Coronel Zegarra 270

Jesús María - Lima 11 
 

Teléfono: 0051.1.2659448

Telefax: 0051.1.2660504
 

comunicaciones@aspem.org.pe

 

Copyright © ASPEm 2012

Design by RaRo Lab